Indai Informa es una plataforma para estar conectados, con un Blog lleno de contenidos inspiradores, valiosa información a tu alcance en "Artículos esenciales" y cursos de formación. Queremos recoger tus impresiones y seguir mejorando día a día. ¡Apasiónate!
17
jul

Refinamiento, herencia e innovación

numa1

El último restaurante inaugurado por Sandro Silva y Marta Seco -los ideólogos, artífices y propietarios del grupo El Paraguas– se llama así, Numa, y el semblante sereno del rey sabio es emblema de este nuevo espacio en el que se amalgaman ‘refinamiento, herencia e innovación’. Numa es un italiano que va mucho más allá del concepto requetesobado de ‘italiano’ que tenemos por estos lares, pero eso ya nos lo podíamos imaginar teniendo en cuenta la trayectoria de la pareja.

Un recordatorio para los despistados que no sepan de qué estamos hablando: Sandro Silva y Marta Seco –pareja en la vida y en los negocios– son los ‘culpables’ del fenómeno Jorge Juan. Sin más armas que su ingenio y su talento -nada de socios que estorban y coartan- han creado, en apenas 13 años, un auténtico emporio gastronómico en torno a esta calle y sus aledaños: El Paraguas, el Ten con Ten, el Quintín… y ya, el año pasado, el mítico Amazónico. Más allá de la popularidad de estos restaurantes -y de que den trabajo a 500 personas, se dice pronto, o de que el grupo esté valorado, átense los machos, en 180 millones de euros-, me gusta quedarme con el cambio de filosofía que trajeron al Madrid tristón de la crisis: bullicio, informalidad, rollo cosmopolita, diversión. Sí, claro, buena cocina también.

Ahora abren Numa y lo hacen allí donde estuviera una de las terrazas más encantadoras de Madrid, la del añorado Iroco, también en el cogollito de ese barrio de Salamanca cada vez más foodie. Y como jefe de cocina, nuevamente, Sandro. No tiene problemas en remangarse con esta nueva apertura, le va la marcha.

Sandro, dando instrucciones al equipo de Amazónico.

¿Qué podemos esperar de Numa? Si el año pasado la propuesta era jungla, selva, exuberancia y samba, esta vez Sandro y Marta nos llevan de viaje a “la Italia menos conocida, con productos de verdadera herencia y elaboraciones tradicionales a las que no estamos tan habituados aquí”. No, no es lugar para boloñesas de medio pelo o pizzas con piña y jamón york. “Se trata de una carta que ha viajado por todo el mundo, con platos creados por los italianos que han salido fuera de sus fronteras y se han nutrido durante generaciones de influencias externas”. Algunos ejemplos: dorada al acqua pazza, guazzetto frutos de mar con focaccina al romero, orecchiona de elefante madurada, el carpaccio de ciervo ahumado con pecorino romano y marsala…

Y luego, claro está, la decoración. Se trata de una propuesta de inspiración barroca, clásica y refinada, inspirada en el esplendor de las villas toscanas, pero también en las grandes casas francesas o inglesas. Un ambiente romántico, burgués, sofisticado y, sobre todo, evocador.

numa2

Restaurante Numa.

Al frente de la bodega tenemos al sumiller Juanma Galán, que reina en una cava que es un homenaje a la Italia de los viñedos: más de 150 referencias del país transalpino pondrán el broche de oro a una experiencia gastronómica digna de recordar.

¿El último plus? A Numa hay que ir. Es un ‘must’ para todo aquel foodie que se precie de estar al tanto de lo que se mueve en Madrid. Sí, hay que ir, ver y ser visto, porque Numa va a ser, no lo dudéis, uno de los grandes nombres de 2017.

NUMA – C/ Velázquez, 18 – Madrid – Tel. 91 685 97 19

Si te ha gustado este artículo y quieres ser el primero en recibir cada publicación nueva directamente en tu correo, suscríbete al blog en la parte derecha de esta página 100% libre de spam.

Escriba un comentario

*